Boca logró el triunfo sobre la hora y sigue arriba

Boca logró el triunfo sobre la hora y sigue arriba

Sin brillar, Boca logró una trabajosa y agónica victoria por 1 a 0 sobre un Lanús alternativo, en un partido disputado en el estadio Néstor Díaz Pérez y correspondiente a la segunda fecha de la Superliga.

Sin brillar, Boca logró una trabajosa y agónica victoria por 1 a 0 sobre un Lanús alternativo, en un partido disputado en el estadio Néstor Díaz Pérez y correspondiente a la segunda fecha de la Superliga.

El delantero Darío Benedetto, a los 38 minutos del segundo tiempo, marcó el gol de la victoria boquense.

Con este resultado, Boca, que venía de golear a Olimpo como local (3-0), es uno de los tres equipos que ganó los dos partidos que jugó, junto a River y Vélez.

Por su parte, el «Granate», que dispuso una formación con mayoría de suplentes pensando en el choque del próximo miércoles frente a San Lorenzo por la Copa Libertadores, venía de ser goleado por Talleres en Córdoba (2-5).

En cuanto al partido, el trámite se vio condicionado por el terreno de juego, que tenía sectores con mucha agua, producto de las intensas lluvias de las últimas horas sobre el área metropolitana.

En ese contexto, Boca tuvo problemas para desplegar su habitual juego de pelota al ras del piso, mientras que Lanús pareció acomodarse mejor, ya que se paró en una posición expectante, buscando dar pelea en la mitad de la cancha.

Así fue que se dio un partido muy trabado, que se terminó abriendo por el olfato goleador de Benedetto, que aprovechó la única ocasión que tuvo.

• Primer tiempo flojo.

Boca merodeó el área rival y avisó en los primeros cinco minutos, con dos remates del colombiano Edwin Cardona, uno de media distancia, bien tapado por Esteban Andrada, en dos tiempos, mientras que el segundo fue un tiro libre, que pasó cerca.

Poco después, a los 10 minutos, Fernando Gago puso un preciso pase profundo para Cristian Pavón, a espaldas de Nicolás Pasquini, pero el punta eligió mal cuando pisó el área, rematando al arco, débil, cuando tenía tres compañeros en buena posición por el medio.

Tras estos primeros minutos de dominio claro «xeneize», Lanús empezó a afianzarse, presionó sobre los creadores de juego del rival, Cardona quedó solo y aislado por la izquierda y el partido empezó a disputarse lejos de los arcos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on skype
Share on whatsapp
Share on email
Share on pinterest